Revisando fotos…


Hoy hace un mes que volvía a casa, hace un mes que volví de un viaje inolvidabel, de un viaje espectacular, un mes que volví de Brasil. Quince días que dieron para mucho, para muchísimo, para poder conservar miles de imágenes en la cabeza y en pequeñas fotos. Porque las fotos sirven para que nuestra memoria no olvide los buenos momentos que pasaste alguna vez.

Y hoy son cientos de fotos las que reviso, porque en quince días se hicieron cientos de fotos, porque en quince días visité calles, lugares y conocí a gentes que no quiero olvidar. Porto Alegre, Río de Janeiro, playa de Copacabana, Corcovado, churrasco, clases de baile, Maracaná, Ipiranga, Laure-Marine, Luis, Borja… y sobre todo Laura Leblan, mi novia.

Laura y yo en Copacabana

Laura y yo en Copacabana

Anuncios

“Cazadores de Mitos” ¿Están bien la mayoría de las brasileñas?


Cazadores de Mitos

Cazadores de Mitos

Hoy en “Cazadores de mitos” responderemos a éste, siempre pensamos que las brasileñas generalmente son chicas más bien guapas y con cuerpazos esculturales y por eso vamos a desvelar si este mito es cierto o no.

Para ello utlizaremos dos ojos y un montón de chicas brasileñas que nos cruzamos por la calle. La experiencia comenzará en Porto Alegre, la ciudad donde me alojo estos días. Salimos a la calle, dos días buscando y debemos decir.

MITO DESMENTIDO

Lo siento pero en dos días no he visto una brasileña guapa, vamos a ver, no quiero ofender a nadie pero es verdad, cuerpos bonitos si que he visto pero no han acabado de deslumbrarme. Por tanto, seguiremos investigando, para ver si el MITO DESMENTIDO se convierte en MITO DEMOSTRADO, para ello, el próximo análisis lo realizaremos a mi vuelta de Rio de Janeiro.

Primeras Impresiones


24 horas después de todo lo sucedido hasta que monté en el avión, aquí estoy, sentado en el colchón donde duermo, cansado, bastante cansado después de pegarme dos horas de clases de baile junto a mi novia. Ha sido divertido, aunque me veo super patoso, intentaré mejorar.

Pero hasta este momento ya han pasado unas cuantas cosas y os las voy a contar…

Llegué al aeropuerto Salgado Filho de Porto Alegre, esperé la maleta, llegó y SORPREEESAAA!!! candado roto… revisé la maleta y por suerte no faltaba nada. Empezamos bien. Allí estaba Laurita esperándome, que alegría, la verdad es que todo lo que tuve que esperar mereció la pena, estar otra vez con ella me hace feliz y en estos momentos estoy feliz, muy feliz.

Tomamos un taxi para llegar hasta su dulce morada. Primera visión de la ciudad de Porto Alegre, es rara, se ve muy antigua, edificios totalmente destrozados, incluso edificios altos de 10 pisos de altura totalmente vacíos, grises, oscuros… llegamos hasta la casa y descubrí lo que me decía cuando hablaba con ella. Justo debajo de su casa viven muchos vagabundos y otra cosa más que aprendí justo antes de subir a casa. No hay cubos de basura, la basura se tira debajo de un árbol y los vagabundos se encargan de que desaparezca…

Subí a casa, amplia con espacio, no está nada mal. Conocí a Laure-Marine, la compañera de Laura, una chica marsellesa muy simpática. Fuímos a comprar, antes de que se hiciera de noche, siempre tienes que salir antes de que se haga de noche pues los “vampiros” de Porto Alegre pueden salir y quitarte la compra y tú no podrás hacer nada. Lo pongo un poco de broma, pero no es broma, la ciudad es peligrosa y la zona en la que estoy más.

Después de esto llegamos a casa y dormí, un poquito de siesta que me vino muy bien. Después cena y a continuar durmiendo.

Acelero porque sino resulta aburrido. Hoy he conocido un poquito más la ciudad, he comido en un buffet libre por 7,5 reais, o lo que es lo mismo… 3€ más o menos. Paseo por el centro, por donde nadie, NADIE lleva cámaras de fotos, por eso no tengo fotos hechas, cualquiera saca una cámara en medio de la calle… desaparece al instante. He conocido a Sergio y a Moacyr, las personas que cuidaron de Laura al pricipio de su aventura y por la tarde clase de baile… cansado me voy a dormir.

Seguiremos informando, desde POA. Un saludo a todos!!

Comienza la aventura…


Aeropuerto de Madrid-Barajas. 22:30 Horas. Aún falta una hora para embarcar, aunque bien se podría decir envionar o enavionar ¿no? Tengo un sueño que me hundo. Los nervio me mantienen despiero  con un ligero malestar en el estómago. Tomo el cuaderno, el boli y decido escribir.

Aquí empieza mi viaje. Un viaje de reencuentro, un viaje de aventura. Ir a Brasil no es cualquier viaje, es cruzar el charco. Serán cerca de doce horas de trayecto en las que espero descansar un poco… tengo sueño.

Aeropuerto de Sao Paulo. 09:02 Horas. En España serán las 14:02 horas. En estos momentos debería estar llegando a Porto Alegre, pero no. Debo esperar hasta las 12:30 porque el vuelo que debería haber tomado a las 7:50 me ha sido imposible de tomarlo.
Llegas a este lugar y lo primero que debes hacer es pasar por la policía para que te sellen el pasaporte. Una hora esperando para un minuto en ventanilla, o menos. Sabiendo que todo está perdido llegas a por tu maleta  cualquier esperanza por tomar el próximo vuelo se desvanece por que debes esperar otro largo rato para pasar por la aduana, aunque no tengas que declarar nada. Ahora sí, mierda, el vuelo cerró sus puertas y no hay nada que hacer. Te dicen que vayas a Iberia a por otro billete para el próximo vuelo

destino Porto Alegre, pero no es Iberia, es TAM, entonces voy a TAM y por fín, consigo mi billete de ida a Porto Alegre. Ahora me toca esperar. Quiero llegar a POA.

¿El vuelo hasta aquí, Sao Paulo? Bien.  Entro al avión y me doy cuenta de que los únicos que tienen TV delante de sus asientos son los “ricos”, los “bussines”. El resto de pasajeros nos conformamos con 4 pantallas medianamente bien puestas.
A parte de esto, me ha gustado bastante ver como hemos despegado y aterrizado en esas pantallas pues el avión tenía una cámara en lo alto de la cola del aparato. En el trayecto dormí, dormí mucho. Han puesto tres películas, una de ellas Star Trek 2009 y no la he visto, el sueño pudo conmigo.

Sigue leyendo

¡¡¡Vacaciones!!!


Puede resultar extraño, pero no lo es. Cuando la mayoría de las personas han acabado sus vacaciones. Cuando los estudiantes vuelven a la rutina de las clases (yo debería, ya que mis clases comienzan el 21), servidor se marcha de vacaciones, reales vacaciones.

Dos semanitas de aventura en Porto Alegre junto a mi novia. Un viaje que espero será inolvidable. Más de diez horas de avión, un transbordo en Sao Paulo y mi destino me acogerá con los brazos abiertos.

No tengo nada preparado, no se que voy a hacer allí, espero que Laura lo sepa. Me gustaría visitar Florianópolis, bañarme en la playa, practicar sandboard, vivir un partido de fútbol en un lugar donde se vive con mucha más fuerza que aquí, conocer gente… la mente se me nubla y no se me ocurren más cosas en que pensar.

Mejor no pienso, a partir del domingo pensaré, quiero llegar, gritar, decir que estoy en Brasil, bailar, cantar mal, probar la caipirinha de fresa xD… quiero disfrutar de quince días de VACACIONES!!!!!!

6 meses por Brasil… El blog de Logá


Yo no estoy en Brasil, en septiembre iré algunos días, pero yo no soy el dueño de este blog.

6 meses por Brasil es el blog de mi novia, un blog dónde contará su estancia en Porto Alegre, como dice en su primer post, nada de poesía. Contar las cosas tal y como las ve será el fuerte del blog, así como las fotos que irá colgando.

6 meses sin estar con ella será duro, pero aprenderemos todos un poco de la vida en Brasil gracias a sus comentarios y sus imágenes. Espero que la visiteis.

http://6mesesporbrasil.blogspot.com

El verano que me espera…


Comienza el verano para mí y para todos. Un verano en el que más o menos espero estar relajado si no fuera por una mísera asignatura que me trae de cabeza y que en septiembre espero mandar a freir espárragos… En este post quiero reflejar con imágenes el veranito que me espera, comencemos:

Trabajito, trabajito...

Trabajito, trabajito...

1. Lo primero es el trabajo, y Cinesa es el lugar dónde estoy. Este verano me tocará estar en el cine, no viendo películas, no. Sino poniendo las maravillosas palomitas que tanto nos gustan a todos… o cortando entradas… o limpiando salas.

La verdad es que no me puedo quejar, tengo trabajo y para los tiempos que corren… quien tiene un trabajo tiene un tesoro, de modo que si queréis pasar a verme, estaré todo el verano (los días que me toque, claro) en Príncipe Pío.

Relaciones Públicas... de mierrrda

Relaciones Públicas... de mierrrda

2. En segundo lugar aquí está la señora de las amarguras, la asignatura que suspendí en febrero y que realmente me preocupa, pues gracias a la “gran” profesora que tuve, no tengo ni idea de como afrontar el examen. El primero fue de broma, con preguntas que no habíamos dado en clase y con un trabajo que hacer del que prefiero no hablar.

Me pondré las pilas con esto y espero que se quede muy lejos de mí a partir del siete de septiembre, que es cuando tengo mi examen… Del resto no tengo queja pues las he aprobado satisfactoriamente 🙂 y gracias a ello el verano será un poco más tranquilo.

POOOOODCAST

POOOOODCAST

3. Podcast: Esto es un proyecto que tengo en mente y si el equipo que formamos El Oso Hormiguero se pone de acuerdo, en breve intentaremos crear un podcast, en el que incluiremos toda la actualidad referente a series, cine, música y mucho más. Todo ello con el humor que caracteriza a cada uno de los miembros del  equipo, así como colaboradores especialistas en distintas materias. Esto es solo un proyecto, que espero se convierta en realidad, en pocos días tendréis más noticias acerca de ello.

Stieg Larsson, escritor de la Saga Millenium

Stieg Larsson, escritor de la Saga Millenium

4. Lecturas… MILLENIUMMMMM: De esto no puedo decir nada más que pienso leerme la segunda y tercera parte de la saga Millenium, de Stieg Larsson. Los libros ya los tengo y esperan impacientes que comience con ellos… Ahora me estoy leyendo “El Chino”, escrito por el también sueco Henning Mankell, una buena historia que me ha enganchado desde el principio.

De modo que un verano de lecturas de Novela Negra y encima suecas.

5. Valencia. Viajar, aunque sea poquito, también intentaré hacerlo. En primer lugar se me ha propuesto un viajecillo a Valencia durante cuatro días con el señor Piña. Y si en el trabajo se portan bien no habrá ningún inconveniente en realizar el viaje.

6. Brasil, Porto Alegre: Este el viaje con el que acabará mi verano. Septiembre. Quince días para ir a visitar a mi novia a la ciudad brasileña de Porto Alegre. Allí estará durante seis meses. Y no puedo dejar pasar la oportunidad de ir durante quince días a verla y poder visitar este gran país.

Y este será mi verano, espero que nada se tuerza y sea todo como debe ser. Buen verano a todos.