Microhistorias: ¿Sigo soñando?


Solo me faltan cien metros para llegar a la meta, cinco me separan del primer clasificado. Mis últimas fuerzas las guardo para los últimos cincuenta metros, se que puedo adelantarlo. Aguanto, paciencia, ya. en los últimos 15 metros paso por delante de él y finalizo primero, gano la carrera, he cruzado la meta con los ojos cerrados y…

… aparezco en un desierto, arena por todas partes. El sol se refleja en la extensa llanura amarilla y hace que me ardan los ojos como si me los estuvieran quemando con ascuas, el sudor se hace insoportable, la angustia me ahoga, me siento en el suelo y abrazo mis piernas…

… el suelo arenoso desaparece y caigo. El agua encharca mis pulmones, nado hacia la superficio y salgo para tomar bocanadas de aire que me ayuden a respirar. Entre tanto, agotado y casi sin fuerzas intento llegar a tierra firme para sobrevivir. Al fin llego…

… altos edificios se encuentran frente a mi. Miles de personas en la calle aguantan la respiración mientras miran hacia el cielo. Subo mi cabeza para ver… una luz cegadora se dirige como un rayo hacia nosotros, cada vez se hace más y más grande, el final se acerca, cierro los ojos…

… los vuelvo abrir. Apago el despertador y me incorporo temblando y enciendo la tele. Las noticias informan de nuevos atentados en Iraq y Afganistan, decenas de muertos se encuentran en las calles. Dos mujeres asesinadas a manos de sus parejas sentimentales, el rojo es el color. Pongo mi cabeza entre mis manos, cierro los ojos y me pregunto… ¿Sigo soñando?

Anuncios